Gatitud nació como el sentimiento de 4 personas ante la notable necesidad que había en nuestra provincia (Córdoba), de personas que de algún modo dedicaran su tiempo en ayudar a los gatos callejeros, abandonados o que en sus casas ya no les querían.

En marzo de 2015 decidimos constituirnos como asociación.

No tenemos refugio, funcionamos con casas de acogida.

Nuestros gatos son rescatados, recuperados y rehabilitados en nuestras propias casas, donde les hacemos olvidar sus traumas y recuerdos malos, y les demostramos con mucho amor, cariño y dedicación, que no todos los seres humanos son malos, mientras tratamos de encontrar un hogar definitivo donde jamás vuelvan a sufrir.

Cuando son recuperados en todos los sentidos, son entregados a sus adoptantes, a quienes seleccionamos a través de un riguroso proceso de selección, pues... un abandono es muy doloroso para ellos y no quisieramos que lo volvieran a vivir.